Inicio

Pensamientos

Ver entrada

< Anterior Anterior   Siguiente >
Avatar de jesus   jesus   25/10/2017 a las 10:00
Crash 1996
Foto: Crash 1996

Qué decir... seguro que tras verla tenía algo que decir, pero por algún motivo mi cerebro se empeña en borrar cualquier cosa relacionada con ella.

Con un aire entre el videoclip y los anuncios eróticos con los que te pajeabas de pequeño empieza una película en la que estás esperando de principio a fin la explicación de los disparates que ves. Piensas, "ahora pasará algo que explique por qué esta gente está haciendo esto", pero no. 

No es el tipo de película en la que los personajes tienen una motivación y unos sentimientos identificables por el espectador: es una película en la que las cosas pasan, y los personajes dicen "bueno, pues vale, ya que estamos".

La película se empeña en meternos alternarnos cucharadas de mierda y escena de follar, intentando introducir el coche, otrora medio de transporte y de medirnos las pollas, como elemento erótico. Supuestamente todo esto tiene algún tipo de mensaje o intención, pero se me escapa.

Tras ver una película así, dan ganas de buscar al autor y darle su merecido. Sin embargo el imbécil perturbado de David Cronenberg no tiene toda la culpa de esta otra película que hace preguntarse al espectador si semejante esperpento era necesario. Él sólo cogió una mierda ni siquiera fresca del culo de J.G. Ballard y tras darle la mencionada pátina de video erótico la puso ante la crítica y los culturetas que usaron su viscosidad para machacársela, no sin cierto rubor al final.


Visto: 1 veces   Compartir en Menéame Compartir en Twitter Compartir en Facebook Compartir en Delicious
< Anterior   Siguiente >

Imágenes relacionadas:

Monos follando Bien puestas Mal rollo tipo Almodovar Nada de sexo con menores en Nepal, ok? Cachete en el culo Esta mujer se queria casar conmigo Cachondos Por atras

Aviso Legal Contacto Mapa del sitio Colabora Buscador Acerca de esta web Acerca del autor
DeSastreCajón, corriendo sobre jMVC